Facebook Twitter Youtube Instagram
 

Música Para Olvidar

Domingo 29 de abril de 2012  

¿Quién no tiene una fecha para olvidar? Según se van cumpliendo años se acumulan fechas para olvidar. Siempre se habla de la nostalgia. La nostalgia es el tema, el recurso de los suplementos culturales. Según un estudio sociológico reciente, el sentimiento nostálgico colectivo se genera con cuarenta años de distancia. De ahí el éxito de Mad Men. Tan cerca como para que no sea una serie histórica, tan lejos como para que se pueda embellecer lo que hoy resultaría insoportable. Pero quién se ocupa del olvido. Parte de la tarea de nuestra memoria es descartar recuerdos tristes o aterradores. Hay científicos, sí, que buscan la manera de interceptar en el cerebro herido la ansiedad que provoca el recuerdo de una violación, una guerra o una catástrofe. Todos tenemos fechas para olvidar. El aroma de una tarde de primavera nos trae de pronto a la memoria una primavera fatal y el olor se nos pudre con el recuerdo. Quién no ha tachado la Nochebuena después de una separación amorosa, quién no ha detestado ese momento en que la ciudad se queda vacía un día de Año Nuevo y a ti te falta quien siempre estuvo contigo. Hay gente que tacha los fines de semana. Los niños detestan los lunes de tal manera que suelen ponerse malos los domingos cuando cae la tarde.

EL ARTICULO SIGUE AQUI >>

Facebook comments:

6 respuestas a: Música Para Olvidar

Aleix Dice: Domingo 29 de abril de 2012

Hola Elvira! Me ha encantado el artículo. Hace aún no cuatro años que estuve en esa misma casa de Washington Heights. Nadie me hubiera convencido que tras esa apariencia de un Harlem pintado de cine negro habría tanta luz. Marjorie y sus allegados nos recibieron como si fuéramos de la família y así nos sentimos por un par de horas. Hoy me has hecho revivir el momento. Gracias!

Vint anys de dol musical | Mar de lletres Dice: Domingo 29 de abril de 2012

[...] anys, a ca la Marjorie Eliot (555 Edgecombe Avenue amb el 160th St), i avui l’escriptora Elvira Lindo m’hi transporta de nou a través de la vivència que relata a ‘El País’. Perquè [...]

Sara Dice: Domingo 29 de abril de 2012

Gracias, Elvira, por artículos como este y por la hora de los miércoles con Toni y Tom. ¡No paréis nunca!

Céleste Dice: Lunes 30 de abril de 2012

Me ha emocionado el artículo, me ha recordado a esas mujeres andaluzas que para ayudar en casa pone una pequeña tienda en su mismo domicilio y convierte el mercado en lo que verdaderamente debería ser: algo concreto y sin trampas. Me alegra que haya alguien en Nueva York que nos pueda contar todo esto con esa templanza en un tiempo en que la mixtura (en todos los campos) es lo deseable. Gracias, Elvira.

Clint isGood Dice: Jueves 3 de mayo de 2012

Hola Elvira, me gustan mucho tus artículos y creo que escribes muy bien; pero quería mostrarte una pequeña decepción que he sufrido al ver que has escrito:
“Por las paredes habían colgados con chinchetas o celofán recortes de periódicos…”. Ese “habían” debería ser “había”, en singular, ¿no?. Es un error que he leído y escuchado muchas veces, y que creo que los escritores y periodistas sobre todo, deberías cuidar. Muchas gracias por la oportunidad para expresar mi opinión.

elvira Lindo Dice: Lunes 7 de mayo de 2012

Querido Clint, tienes toda la razón en quejarte de esa errata. A veces pasan esas cosas, no porque no se sepa la manera correcta sino porque las teclas traicionan. El problema es que todos tenemos poco tiempo para echar otro vistazo a un texto, los que escribimos y los que deberían corregir las faltas, erratas, errores, etcétera. Un abrazo

Si no tienes Facebook, también puedes dejar tu comentario:

© Elvira Lindo 2014