Facebook Twitter Youtube Instagram
eurpe,map,clever,drawing,illustration,map,cartoons-5adc126ee870415677db9f96471e2022_h

Aire Fresco

Miércoles 2 de febrero de 2011  

Poco a poco el español se tendrá que ir vacunando contra esa desconfianza que le produce el que se va a vivir fuera. Provocaba una simpatía lógica el obrero que se veía obligado a emigrar al norte de Europa en los años del desarrollo, y un resquemor torvo quien se marchaba por aburrimiento o porque buscaba nuevos horizontes en un tipo de trabajo cualificado. Hoy sigue siendo una experiencia común a aquellos jóvenes profesionales que trabajan en el extranjero que, al volver a su pueblo o a su barrio, se les desautorice cuando opinan sobre algo que sucede en España: “Tú es que como vives fuera ya no sabes de qué va esto”.

El artículo sigue aquí

Facebook comments:

7 respuestas a: Aire Fresco

julio Dice: Miércoles 2 de febrero de 2011

Nos entendemos la política actual de España, los socialistas que tienen miedos y la derecha que apuesta por la ruina .Ay soluciones y nosotros las vemos desde el extranjero, pero los españoles de España son todos sabios y no necesitan más aprender. ! Como apunta ni padre los españoles son como los tontos todo lo saben ¡

Eduardo Dice: Jueves 3 de febrero de 2011

En 1997 me marché a vivir a Alemania. Me fui como becario postdoctoral, y en unos años me convertí en científico de plantilla, y en 2005 era asistente de la dirección del centro donde trabajaba. Pude conocer autoridades científicas y contrastar lo que pensaba con ellas, hacer divulgación científica en ese país, aprendí a buscar financiación científica, me ocupé de ayudar estudiantes y postdocs que querían venir a nuestro instituto, entre ellos bastantes españolitos.
Después de todos esos años, aprendí a ver mi país con muchísima distancia.
Más de una vez me he sonreído al leer a la Sra. Lindo cómo comentaba lo que veía, como extranjera, en Nueva York. La ciudad renana en que vivía seguramente era más aburrida que NYC, aunque también tiene un toque fuerte de la ONU, y
Y en 2009, por un rebote, volví a España como profesor de universidad, y ahora doy clase a periodistas y a físicos, chicos listos que un día intentarán que nuestro país sea algo mejor. No sé si soy parte del “aire fresco” que dice la articulista. A veces me siento como la familia al final de la película “Un franco, 14 pesetas”, y me quiero volver ya. Y a veces soy optimista y veo que esto tal vez tenga arreglo, cuando veo a los niños, o a los jóvenes universitarios. Ojalá que se vayan muchos a Alemania y a otros muchos sitios, aprendan, copien, y lo traigan de vuelta. Nos haremos mejores, y ya no nos engañarán adulándonos.

Lilou Dice: Jueves 3 de febrero de 2011

Me sorprende que a todo eso le llames mezquindad. No lo hubiera pensado así, pero tienes razón. Vivo fuera hace siete años (Francia) y me gusta ver desde fuera lo que pasa allí y lo que pasa aquí, es decir, ya soy extranjera en los dos sitios y, ¿sabes una cosa? Me encanta. Me encanta el aire fresco. Un beso guapa.

Yolanda Dice: Jueves 3 de febrero de 2011

Aire fresco. Sí, aire fresco es lo que necesitan algunos jefes. Al mío ayer le pedí jornada reducida para atender el cuidado de mi primera beba… y una de las lindezas que escuché fue: “el único trabajo que podremos darte será para taladrar agujeros”… Mucho aire fresco necesitamos. Algunos a modo de huracán.

Mo Dice: Jueves 3 de febrero de 2011

En mi blog escribí sobre la otra cara de la moneda. Precisamente colgué el post por otra noticia de El País. Vivo en Suiza desde hace tres años y aunque la causa de mi emigración no fue laboral, conozco aquí a un montón de españoles que vinieron por trabajo y no están precisamente deseando regresar. Y no sólo por los sueldos, sino porque están hartos de la picaresca, el politiqueo, el amiguismo, la poca seriedad y las intermminables jornadas laborales “porque si el jefe no se va, no vas a irte tú”.
Un saludo Elvira, te admiro.

Dani Dice: Domingo 13 de febrero de 2011

soy estudiante de segundo de bachillerato, y cada vez estoy deseando más irme a estudiar afuera y olvidarme por unos meses de este país. creo que las cosas aquí en españa se hacen de una manera muy rastrera, y como bien ha dicho elvira, españa necesita aire fresco. sobre todo en políticos, es decir, ninguno de los diferentes partidos que hay ahora mismo merecen ganar las elecciones y estar presidiendo el país.
españa es diferente a cualquier otro país en la mayoría de los aspectos, y está claro que como siempre hemos ido atrasados respecto a otros países, tendrá que pasar muchísimo tiempo para que españa pueda ser comparada por francia, alemania o suecia, mientras tanto, los que estamos viviendo en estos tiempos tendremos que apechugar con lo que nos ha tocado vivir, y quien pueda se irá a otro país, donde los políticos no intentan dominar la mentalidad de las personas y la gente respete a los demás y al medio que les rodea.
sólo cuando al mando esté alguien responsable y que se preocupe por lo que está mirando, españa será digna de mención, y mientras tanto, quedaremos como el país donde hay un porcentaje mayor en abandono escolar, donde el paro es el problema que más teman los españoles, donde la contaminación ambiental es un tema sin importancia y sobre todo, donde los políticos hacen lo que quieren y cuando quieren sin importarles apenas nada la opinión popular y los resultados obtenidos.
sí, españa necesita aire sano, aire pulcro, aire renovador, pero sobre todo, aire fresco.

Claudia Dice: Miércoles 16 de marzo de 2011

Creo que la situacion en España es penosa, pero basta ya de quejarnos , porque creo q todo el mundo deberiamos lucharrrrrrr

Si no tienes Facebook, también puedes dejar tu comentario:

© Elvira Lindo 2014